Kourtney Kardashian, KUWTK_1504

E!

Sí, ¡el drama continúa!

Es Navidad en Keeping Up With the Kardashians.

Sin embargo, antes de que las celebraciones puedan comenzar, las Kardashian-Jenner tienen que lidiar con una gran disputa. En el episodio de esta semana de KUWTK, las tensiones se siguieron elevando entre Kim KardashianKhloé Kardashian y Kourtney Kardashian.

"No hemos resuelto nada con Kourtney desde nuestra sesión de terapia", admitió la creadora de KKW Beauty en un confesional. "Tenemos mucho que discutir y eso no ha pasado todavía, así que estamos caminando protegidas por nuestros cascarones".

Esto quedó muy claro cuando Kourt expresó la impopular opinión de que no quería que su ex, Scott Disick, asistiera a la Fiesta de Nochebuena de Kris Jenner.

"Tienes que invitar a Scott", le pidió la madre de seis a su hija mayor. "No puedes invitarlo a una fiesta por 10 años como parte de nuestra familia… él todavía es parte de nuestra familia".

No es de sorprender que esta pelea también afectara a otros miembros de la familia. Kendall Jenner sacó el tema de la disputa entre su familia y su papá Caitlyn Jenner. "Scott nunca ha hecho nada malo ni dicho nada negativo", defendió rápidamente Kim. "Así que eso es diferente".

Kendall Jenner, KUWTK_1504

E!

"¿Es una broma?", respondió la modelo. "Los dos hicieron cosas jo**das de maneras diferentes".

Kim y Khloé estaban del lado de Kris, pero Kourtney aseguró que la decisión sobre Scott dependía al final de ella.

"Esta es exactamente la razón por la que mis hermanas y yo no nos hemos estado llevando bien. Ellas no me apoyan, no consideran mis sentimientos", compartió Kourt con las cámaras de KUWTK. "Ahora siento que lo mismo está pasando con Kendall. Si no sucede exactamente lo que ellas quieren siempre hay críticas, juicios, y no estoy acá para que me critiquen a diario".

Según Kourtney, está "harta de todos y de su malcriadez", lo que explica por qué le confesó a Kendall que este año no quiere pasar Navidades con la familia.

A pesar de que Kendall entiende la posición de Kourt en la pelea familiar, ella le pidió a su hermana que se quedara en la ciudad durante la época festiva. En una llamada por FaceTime con Kim y Khloé, la experta en la pasarela reveló los planes alternativos de Kourtney.

"Me dijo que se va de la ciudad con los chicos para las Navidades", confesó Kendall. "Me pareció raro, pero intenté convencerla un poco de lo contrario".

Comprensiblemente, esto solo empeoró el drama entre las Kardashian mayores. Kim incluso sugirió que la decisión de Kourtney fue "un grito de ayuda".

"Ella me vuelve tan loca, ya ni siquiera sé qué hacer", agregó una exasperada Kim.

"Solo creo que, dado todo lo que ha sucedido, lo último que necesitamos es una separación así", dijo luego la fundadora de Good American. "La separación se hará peor y peor mientras ignoremos por más tiempo lo que pasa de verdad".

Eventualmente, Kourtney decide quedarse para las Navidades y también invitar a Scott a la fiesta. Este gesto llegó después de que Disick prometiera comportarse de manera cordial con el que era su novio entonces, Younes Bendjima.

A pesar de que esa situación familiar se resolvió, Khloé tenía otras cosas más importantes en la mente mientras meditaba cuándo anunciar su embarazo. Sin embargo, KoKo todavía estaba esperando que su hermana menor, Kylie Jenner, anunciara el suyo.

Aparentemente, Khloé solo quería que Kylie tuviera "su propio tiempo de brillar", especialmente porque pensaba anunciar la noticia con una gran sesión de fotos embarazada. Sin mencionar que Khloé sentía que debía permanecer fuera del ojo público hasta que se notara su pancita.

"Ahora solo estoy gordita", confesó la veterana de reality TV durante una conversación con Kris. "No quiero que alguien me diga, ‘¿Estás embarazada o solo hambrienta?'".

En un intento de que Khloé saliera un poco, Kim convenció a su hermana para hacerle una broma a su madre. Después de que Kris llenara de papel higiénico la casa de Kim cuando estaba embarazada, a la esposa de Kanye West se le ocurrió que sería divertido que ella y Khloé hicieran lo propio con la casa de Jenner.

Esta fue apenas la segunda broma contra Kris que Kim orquestó, ya que también convenció a la matriarca de que Kourtney la estaba envenenando. Pero, en realidad, un cambio en la medicación de Kris fue lo que afectó su salud.

Khloé no se tuvo que quedar escondida demasiado. Kylie la llamó y le dijo que no anunciaría su embarazo. "Simplemente no quiero estar en el ojo público", explicó la jefa de Kylie Cosmetics. "Me mantendré discreta".

  • Share
  • Tweet

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.