Las Kardashian-Jenner tienen una intensa investigación en curso.

¡Conocer a Corey Gamble no es tan fácil!

Pero las relaciones significativas vienen en todas las formas, tamaños y estilos de comunicación, y a veces todo lo que se necesita es un poco de esfuerzo adicional y una o dos conversaciones honestas para comenzar a construir una. Los hijos de Kris Jenner aprendieron esa lección de manera indirecta durante el capítulo más reciente de Keeping Up With Kardashians, que inicialmente los vio tambaleándose ante algunas viejas preguntas sobre la vida personal de Corey.

Como por ejemplo: ¿Quiénes son los miembros de su familia? ¿Son cercanos? Y, quizás lo más importante, ¿por qué nunca los ha llevado a casa? El hombre de Kris probablemente hubiera preferido responder sus preguntas directamente en lugar de hacerlo por medio de Kanye West. Pero fue el esposo de Kim Kardashian quien abordó el tema del árbol genealógico con Corey al final, a través de un mensaje de texto, una mañana a las 6 a.m.

"Kanye le escribe a Corey algo como, 'Mira. No te conocemos. Nunca hemos conocido a ninguno de tus familiares'", explicó la esposa del rapero. Y aunque Kim reconoció que su mensaje podría haber sido más suave, la estudiante de derecho dejó en claro que, aparte de la semántica, el sentimiento de Kanye no era técnicamente incorrecto. "Es decir, por supuesto que todos nos hemos sentido de esa manera y hemos pensamos eso", le dijo a la cámara.

Y sus hermanas estaban de acuerdo.

"Estoy de acuerdo con la afirmación de Kanye. No sabemos nada sobre Corey de esa manera", dijo Khloé Kardashian, y más tarde señaló que el novio de su madre "tiende a ser bastante reservado", a pesar de intentos anteriores por conocerlo mejor. "No ha sido receptivo en todo esto", continuó la estrella de Revenge Body. "Entonces, yo y todos los niños, nosotros ... hemos estado más en guardia con Corey".

Comprensiblemente, Kris pensó que la emboscada (y la charla que la motivó) fue "grosera" y le pidió a su familia que nunca más "hablaran mi**das con Kanye" sobre su pareja.

Pero la tensión entre Corey y las Kardashians solo aumentó cuando el más reciente episodio del show avanzó, luego de que Khloé y Malika Haqq condujeran a Palm Springs para lo que pensaron que iba a ser una noche de chicas con Kris en la casa de vacaciones en el desierto de la madre/mánager. Al final, la velada se sintió más como una "pijamada incómoda" (según las palabras de Khloé) que cualquier otra cosa, ya que resultó que Corey también estaba allí.

"Sé que una persona como yo es criticada por no hablar de los asuntos de otras personas. O la gente te dirá misterioso si no hablas mucho", dijo el novio de Kris durante una cena tranquila, donde estaban solo los cuatro. "He sido tan sagrado en la vida de muchas personas importantes y no hablo de ello, pero no me corresponde hablar de eso".

Irónicamente, fue KoKo quien no tenía ganas de hablar en Palm Springs. En cambio, dejó la cena abruptamente para hablar por FaceTime con Scott Disick desde una bañera vacía en compañía de Malika porque la confrontación es difícil. Días más tarde, Kris se aventuró cuando se presentó en la casa de Khloé en Los Ángeles con una solicitud de alto el fuego que su hija no pudo rechazar.

"Quiero que reconozcas que cuando cuestionas mi relación con Corey, esto no está bien y hiere sentimientos", dijo, y agregó en un confesionario que Khloé necesita "subirse a su tren" porque Corey no se irá a ninguna parte. "Creo que a veces lo que no se dan cuenta es que Corey realmente está cuidándome. Como nadie lo ha hecho en toda mi vida".

La franqueza de Kris fue una llamada de atención para Khloé, quien se disculpó y admitió que es "solo una persona cuidadosa" antes de organizar rápidamente una reunión de "Disculpas" en la casa de Corey junto a Kim. Esta vez, los tres hablaron desde el corazón.

"Creo que deberías saber que Kourtney, Khloé y Rob vieron a mi papá pasar por diferentes relaciones con personas que eran tan amables al principio", dijo Kim, explicando que una vez que esas relaciones se convirtieron en matrimonios, las mujeres "se voltearon" ya no siendo tan agradables. Así que incluso como adultos, conocer a las otras personas importantes de sus padres, al menos lo suficiente como para confiar en que no van a lanzar un cambio de personalidad a corto plazo, todavía es importante para ellos.

"Creo que nuestro punto es… solo queremos decir que lo sentimos si alguna vez hemos estado distantes", agregó Khloé. "Estamos felices de que hagas feliz a nuestra madre y solo queremos avanzar hacia un buen lugar".

Corey, por supuesto, quería lo mismo.

Minutos más tarde, las damas formaron su equipo y organizaron su clóset, lo cual fue una muy buena señal.

Para saber más sobre las Kardashian-Jenner, haz clic aquí.

  • Share
  • Tweet

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.