Noah Centineo reveló la aterradora experiencia que vivió con fanáticos en el aeropuerto

La estrella tiene un pedido específico para sus seguidores
por Lena Grossman 24 sep, 2018 11:13 AMTags
Noah CentineoRB/Bauer-Griffin/GC Images

Noah Centineo amablemente pide que dejen de seguirlo en el aeropuerto.

En un nuevo episodio de Jimmy Kimmel Live!, Centineo le contó a al presentador cuánto ha cambiado su vida (y la cantidad de seguidores de Instagram) desde su doble lanzamiento de comedias románticas en Netflix. La estrella de To All the Boys I've Loved Before se mantuvo humilde con respecto a su extremadamente rápido ascenso a la fama como el nuevo crush de Estados Unidos. "Creo que a la gente le gusta Netflix. Y les gusta las comedias románticas, y tuve la suerte de estar en dos que se vendieron a Netflix", le dijo a Kimmel. La segunda fue Sierra Burgess Is a Loser.

Centineo dijo, "sí", él está disfrutando del crecimiento exponencial, pero tiende a ser perseguido por fanáticos excesivamente entusiastas cuando va a lugares. Un incidente en particular se destacó para al también actor de The Fosters, y no en el buen sentido.

"Fui a Nueva York a trabajar y estaba en reclamo de equipaje y tenía los auriculares puestos y estaba esperando que saliera mi valija", contó. "Siento una presencia cerca a mí y sin siquiera saberlo, tuve que dar un paso al costado y quitarme los auriculares, y habían cuatro personas mirándome", explicó. "Yo estaba como, 'Hola', y me dijeron 'Hola, ¿cómo estuvo tu vuelo?' Le dije: 'Estuvo bien. ¿Cómo estuvo el tuyo?' Y dijeron, 'No, no, no volamos. Estuvimos aquí por ti'".

también lee
Las pruebas de que Noah Centineo no entiende cómo ponerse la ropa

Según Noah, estos cuatro fanáticos "de alguna manera sabían que yo estaba volando en JFK en ese momento y se estacionaron en el mismo lugar donde estaciona el conductor".

Continuó, "Nos acompañaron hasta el automóvil, y luego siguieron el automóvil hasta la ciudad".

El auto terminó siendo una sombra de la estrella, y una vez que se dio cuenta, Centineo hizo que el conductor perdiera la cola. "En realidad fue un poco aterrador", reveló a Kimmel. "Fue la primera vez que miras algo y piensas: 'Oh, vaya, mi vida está cambiando'".

"Vamos a pedir a los fanáticos que no te vean en el aeropuerto", bromeó Kimmel. "Ya tienes un conductor y no necesitas ayuda con el equipaje. Sería mejor si nos limitáramos a estrenos de películas".

De alguna manera, la historia no terminó cuando Centineo y su conductor se deshicieron de los fanáticos después de una serie de vueltas múltiples.