Desde que tuvo a su tercer hijo, en marzo pasado, Jessica Simpson le dio prioridad a su salud y bienestar. Pero eso significaba comprometerse con grandes cambios en su estilo de vida.

Ahora, seis meses después, pesa 45 kilos menos y dice que está "muy orgullosa de sentirse como yo otra vez". Y su entrenador, Harley Pasternak, que junto a su médico creó un plan que se centró en ayudar a Jessica, habló en exclusiva con E! News.

"Tenía que ser algo más que regresar a su peso antes del embarazo". "Y no soy admirador de hacer una dieta extrema, o de formas radicales de ejercicio". 

Lo que significó todo un reto...

Mira el video y entérate de los detalles...

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.