Así es cómo debes guardar tus frutas y vegetales para conservarlos frescos por más tiempo

x

por markosmo 28 feb, 2018 10:39 PMTags
The trendbigstockphoto

Nadie quiere desperdiciar comida, ¡y tampoco dinero!

Por eso te entendemos cuando quieres volver a tu vida de platos chatarra porque todo lo que compraste en el mercado de frutas se te pudrió.

¿Deberías haberlo guardado en el refrigerador? ¿O duraba más en el estante de la cocina? Antes de abandonar tu vida saludable, revisa estos consejos que Maggie Moon de La Dieta de la mente dio a Shape.com para que sepas como guardar tus productos frescos y que se conserven por más tiempo:

THE TREND > ¿Estás pensando en dejar el azúcar? Prueba estas 5 alternativas

Alimentos para almacenar en el refrigerador

La lista rápida: Manzanas, albaricoques, alcachofas, espárragos, bayas, brócoli, coles de Bruselas, repollo, zanahorias, coliflor, apio, guindas, maíz, frutas y verduras ya cortadas, higos, uvas, judías verdes, hierbas (con excepción de la albahaca), verduras de hoja verde, hongos, chícharos, rábanos, cebolletas y puerros, calabaza amarilla y calabacín.

Almacenar estos alimentos en las temperaturas más frías del refrigerador preservará el sabor y la textura, y evitará que las bacterias crezcan y se deterioren. Y si te estás preguntando si lavarlos primero, Moon dice que casi todos los productos deben lavarse justo antes de comer para obtener el máximo tiempo de frescura.

Sin embargo, la lechuga y otras verduras de hoja verde no tienen conservantes naturales para sostenerlos, por lo que "se pueden lavar y secar bien, luego se envuelven sin apretar en toallas de papel ligeramente húmedas y se almacenan en una bolsa de plástico ventilada", dice ella. ¿Una excelente manera de utilizar esas hojas verdes que cuelgan en el cajón de la verdulería? Batidos verdes.

Y si has estado guardando tus manzanas en un frutero en el mostrador, lee a continuación: "Las manzanas se ablandan 10 veces más rápido a temperatura ambiente", dice la experta. La fruta precortada deberá refrigerarse inmediatamente. "Refrigera todas las frutas y verduras cortadas, peladas o cocidas tan pronto como sea posible para evitar que se echen a perder", explica Maggie. Exponer la carne de, por ejemplo, una pera en rodajas, acelerará el proceso de deterioro. Finalmente, guarda las frutas y verduras en bolsas de plástico separadas.

THE TREND > Los 9 mejores consejos de la youtuber fitness más famosa para adelgazar y no volver a engordar

Alimentos para dejar en el gabinete

La lista rápida: Plátano, pepino, berenjena, ajo, limón, lima y otras frutas cítricas, melón, cebolla, papaya, granada, patata, calabaza, tomate.

Estos alimentos se almacenan a temperatura ambiente en un área fresca y seca, lejos de la luz solar directa. Además, los alimentos como el ajo, las cebollas (rojas, amarillas, chalotes, etc.) y las patatas deben guardarse en un lugar fresco y oscuro con buena ventilación, dice Moon.

"El frío puede evitar que estos alimentos alcancen su máximo potencial de sabor y textura", explica la nutricionista. "Por ejemplo, las bananas no serán tan dulces como deberían, las batatas no se cocinarán uniformemente, la sandía pierde sabor y color después de unos días en el frío, y los tomates perderán sabor".

THE TREND > 10 maneras de desintoxicar tu cuerpo naturalmente

Alimentos para madurar en el mostrador, luego refrigerar

La lista rápida: Aguacate, pimientos, pepino, berenjena, kiwi, mango, melocotón, pera, piña, ciruela.

A estos alimentos les irá bien en el counter de tu cocina, ya que maduran durante unos días, pero deben refrigerarse después de ese punto para conservar su frescura, dice Moon.

"Estas frutas y verduras se vuelven más dulces y sabrosas a temperatura ambiente, y luego se pueden refrigerar durante unos días, lo que prolonga la vida sin perder ese sabor", dice.