Parece que ahora la tía Becky es quien pide piedad.

Horas después de entregarse al FBI, Lori Loughlin fue liberada al pagar una fianza de 1 millón de dólares. La estrella de Fuller House se entregó este miércoles en la mañana al FBI, al verse involucrada en un gran fraude de admisiones universitarias.

A Loughlin se le permitirá conservar su pasaporte para viajar debido a un proyecto actual que desarrolla en Columbia Británica, mientras que su próxima comparecencia será en la Corte Federal de Boston el próximo 29 de marzo. Esta noticia se supo solo 24 horas después de que E! News obtuviera documentos que mostraban que tanto Loughlin como la estrella de Desperate Housewives, Felicity Huffman, fueron acusadas de conspiración para cometer fraude vía mail y fraude a través del servicio de correo postal.

Las actrices pertenecen a un grupo de 40 individuos que han sido acusados en conexión a una supuesta estafa. De acuerdo con el FBI, la estafa buscaba la admisión de estudiantes en universidades de alto perfil.

"A partir de 2011 o alrededor de este año, y continuando hasta el presente, los acusados, principalmente individuos cuyos hijos en edad de preparatoria se inscribieron en la universidad, conspiraron con otros para usar el soborno y otras formas de fraude para facilitar la admisión de sus hijos a colegios y universidades en el Distrito de Massachusetts y otros lugares, incluyendo la Universidad de Yale, la Universidad de Stanford, la Universidad de Texas, la Universidad del Sur de California y la Universidad de California - Los Ángeles, entre otros", afirma la declaración jurada.

Lori Loughlin

Michael Buckner/Getty Images

El mismo día que se dio la noticia, E! News confirmó que 13 acusados fueron detenidos en el área de Los Ángeles, incluida Huffman.

El martes por la mañana,  la Oficina del Fiscal de los Estados Unidos para el Distrito de Massachusetts le dijo a E! News que Loughlin aún no había sido arrestada pues estaba fuera del país. Ella fue contactada por las autoridades federales para regresar y entregarse. El esposo de Loughlin, Mossimo Giannulli, fue arrestado el martes en la mañana sin mayores incidentes.

Como destaca en la declaración jurada del FBI, "Los Guannulli aceptaron sobornos de pago por un total de $500.000 a cambio de que sus dos hijas fueran designadas como reclutas para el equipo de la USC, a pesar del hecho de que no participaron en el grupo, lo que facilitó su admisión en la USC".

Loughlin y Giannulli tienen dos hijas, Isabella Rose, de 20 años, y la estrella de YouTube, Olivia Jade, de 19.

Para saber más sobre el escandaloso caso de Lori Loughlin, haz clic aquí.

  • Share
  • Tweet

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.