Estados Unidos está enfrentando el caso de fraude universitario más polémico que se haya registrado en la historia del Departamento de Justicia de ese país.

Son más de 46 personas involucradas en el soborno millonario a prestigiosas universidades, para que sus hijos fuesen admitidos en ellas. Las celebridades Felicity Huffman y Lori Loughlin aparecen en el listado de acusados por el FBI.

De acuerdo a un acusado que trabaja con la fiscalía, la estrella de Desperate Housewives pagó 15 mil dólares para que se corrigieran las respuestas en el examen de admisión universitaria de su hija. También lo intentó hacer con su otra primogénita, pero abandonó la idea y no avanzó con esta idea.

Pero Felicity no fue la única famosa involucrada en esta red de corrupción. 

Lori Loughlin, quien fuese reconocida por haber participado en la popular serie 3x3 (Full House), también habría pagado junto a su esposo, Mossimo Giannulli, 500 mil dólares para que sus hijas fuesen aceptadas en el equipo de remo de USC. Una de sus hijas, es la famosa youtuber, Olivia Jade.

Huffman ya compareció ante un juez en Los Angeles el martes por la tarde, otorgándole una fianza de 250 mil dólares, y deberá obtener un permiso por el juzgado si desea realizar algún viaje. Todavía se espera la audiencia de Loughlin.

La operación "Varsity Blues" coódigo usado por el FBI, aseguraba la admisión de estudiantes a colegios y universidades, incluyendo la Universidad de Yale, la Universidad de Georgetown, la Universidad de Stanford, la Universidad del Sur de California y la Universidad de Wake Forest, entre otras.

  • Share
  • Tweet

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.