Jada Pinkett Smith, 2018 Sundance Film Festival

Arthur Mola/Invision/AP

No cualquier padre conversaría de estos temas con sus hijos…

Si aún no has tenido la conversación sobre sexo con tus padres, Jada Pinkett Smith está acá para ayudar.

La actriz habló muy francamente sobre el tema con su madre, Adrienne Banfield Norris, con su hija Willow Smith y con la amiga de su hija, Telana Lynum, esto para un nuevo episodio de su serie de Facebook, Red Table Talk.

Su madre parecía dudosa de hablar sobre sexo, especialmente con su nieta, pero Jada quiso dejar en claro que no quería que su hija tuviese "vergüenza de ningún tipo".

"No diría que soy una conocedora, pero tengo 47, así que eso es suficiente", dijo.

Sin embargo, Willow pareció cómoda discutiendo sobre el tema. De hecho, ella dijo que conoció el sexo cuando sorprendió a Jada y a Will Smith teniendo un momento íntimo.

"Bajé a buscar algo de jugo, lo vi por un pequeño momento y salí corriendo", recordó Willow. "Pensé, ‘¡Dios mío! Esto es muy loco. ¿Qué acabo de ver?'".

La cantante de 17 años supo que había "sobrepasado un límite" y que "no se suponía que debía estar ahí".

"Sería como si te interrumpiera meditando", explicó. "Cuando mami está meditando, no la interrumpan".

Cuando le preguntaron si había hablado de sexo con su padre, Willow dijo que la estrella de Men in Black siempre habla sobre eso como un "debate intelectual".

"Es muy serio, nunca emocional", dijo. "Siento que las cosas de la vida deben vivirse, no analizarse".

Jada dijo que también ha hablado con los hermanos de Willow, Jaden Smith y Trey Smith, sobre sexo. Inclusive alegó que supo cuando cada uno perdió su virginidad.

"Supe la noche en que Jaden perdió su virginidad. Lo supe", dijo. "También tuve un momento con Trey en la cocina cuando lo vi y le dije, ‘Tuviste sexo y él corrió al baño… Me dijo, ‘Está bien. Sí. Tuve sexo'… Estaba avergonzado".

Sobre cómo ella conoció el sexo, Jada dijo que su "primera experiencia sexual fue maravillosa". Sin embargo, dijo que ella se acercó al sexo de manera diferente a su madre, quien no describió en tan buenos término su primera experiencia.

"Mi abuela me enseñó sobre cómo auto-complacerme porque quería que yo supiera que ese placer venía de mí", dijo Jada. "Ella no quería que cayera en las manos de un hombre y que, si él me daba placer, yo pensara que venía de él. ¡Ella me enseñó eso a los 9!".

Además de discutir sobre sus primeros encuentros sexuales, las mujeres hablaron de orgasmos.

"A tu edad ya me había regalado varios orgasmos múltiples", le dijo Jada a la mejor amiga de Willow, de 21 años. "En un momento me hice muy aficionada. Estaba en un estado de exploración, absteniéndome de los hombres. Creo que tuve una especie de adicción… Un día dije como, ‘Suficiente. Ya, Estás teniendo cinco orgasmos diarios'".

Las mujeres también hablaron de la monogamia.

"Ese sentimiento de ‘eres la única persona, no hay nadie más', para mí, eso no funciona para mí", dijo la hija de Jada.

Hacia el final de la conversación, la madre de Jada felicitó a su hija por ser "libre" con su sexualidad.

"Estoy tan feliz por ti y tu sexualidad, porque siempre has sido muy libre, creo. Yo no tuve eso", dijo Adrienne.

  • Share
  • Tweet
  • Share

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.