Rob Kardashian, Kim Kardashian, Kourtney Kardashian

Seth Browarnik/startraksphoto.com

Para ser un Kardashian hay que tener un cuerpo envidiable... O por lo menos intentarlo.

En un reciente episodio de la nueva temporada de Keeping Up With The Kardashian, Kim y Khloe comentaron sobre el notable aumento de peso que tuvo su hermano Rob y sobre las estrías que quedaron en su piel como consecuencia de los kilos de más.

"Me estuve dando un masaje anoche y la masajista me dijo que si te rascas la piel entonces te pueden salir estrías porque puede darme una picazón en la piel. Rob las tiene, quizás es por todas las veces que se pica conmigo" bromea Kim.

Ante el gran aumento de peso de su hermano (que por cierto ya adelgazó), Klhoe sugiere que deberían usar la psicología reversa para motivarlo a adelgazar y minutos después Kim propone una brillante idea para hacerlo.

"Deberíamos encerrarlo en una habitación con pizzas, hamburguesas y papa fritas" comenta Kim y Klhoe responde "así él se enfermaría tanto que no querría comer comida chatarra más nunca".

"A estas alturas estoy dispuesta a probar cualquier cosa" agregó Kim con un tono de preocupación.

En un episodio de Kourtney & Kim Take Miami, Rob confesó haber aumentado más de 20 kilos luego de su tormentosa ruptura con la cantante Rita Ora.

Meses más tarde, Rob anunció a través de su cuenta de twitter que empezaría una dieta y una rutina de ejercicios para perder el peso que había aumentado.

"Tengo que perder entre 20 y 25 kilos aunque no lo crean. En unos 6 meses lo lograré" comentó Kardashian en la revista Us Weekly.

  • Share
  • Tweet
  • Share

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.