Este fin de semana Bella Thorne se enfrentó a una difícil decisión: seguir soportando el chantaje al que la había venido sometiendo en las últimas 24 horas un desconocido que había obtenido acceso a fotografías íntimas suyas o romper esa dinámica de extorsión publicando ella misma ese material en las redes sociales.

Como sus seguidores ya sabrán, la antigua estrella Disney optó por la segunda opción y subió a su cuenta de Twitter -para evitar la censura de Instagram- varios selfies en los que aparecía posando desnuda de cintura para arriba frente al espejo junto a un mensaje en el que afirmaba que jamás volvería a permitir que un hombre se aprovechara de ella, probablemente en referencia a los abusos que sufrió en su infancia: "Estoy compartiendo esto porque es mi decisión. Ahora no podrás arrebatarme una pieza más de mí misma", alegó.

  • Share
  • Tweet

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.