Aún no podemos creer que se fueron así…

Nuestro tiempo en la Tierra es finito. Es precioso, frágil y tiene fecha de caducidad. Es triste, pero es solo parte del trato. Y eso significa que todas las personas que amamos y admiramos viven en un tiempo prestado, por así decirlo, desde los miembros de nuestra familia hasta nuestras celebridades favoritas. Y el 2018 estuvo lleno de recordatorios de eso, con leyendas e íconos que nos dejaron, como Stan Lee y Aretha Franklin, Penny Marshall y Burt Reynolds, pero que a su vez vivieron sus vidas al máximo.

Pero 2018 también fue un año lleno del tipo de muertes prematuras que dejan atónito al mundo. Si bien toda la muerte es ciertamente triste, estas fueron las pérdidas que surgieron de la nada. Estas eran personas que proporcionaban las bandas sonoras de nuestras vidas o el vestuario de nuestros armarios, personas que veíamos en la televisión y que, aunque no las conocíamos personalmente, de alguna manera se sentían como parte de nuestra familia. Y eran personas de las que simplemente no estábamos listos para despedirnos todavía.

¿Quieres más recuentos de este 2018? Haz clic aquí.

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.