Emma Watson

London Ent / Splash News

La actriz mostró un osado vestido en la presentación de su película y casi se convierte en Miley Cyrus.

Los vestidos escotados suelen jugar malas pasadas a las actrices que se les atreven. Pero no hace falta uno para quedar expuesta...

Emma Watson asistió a la alfombra roja de The Perks of Being a Wallflower, su último film, y casi muestra un pecho gracias a su vestido holgado en los costados.

Sí, la ex niña adorable de Harry Potter (ahora, una mujercita adorable) apostó por un conjunto color piel semitraslúcido. Incluso, Emma tomó medidas anti desastre y se colocó un parche en sus pezones a fin de evitar un momento á la Janet Jackson (¡Elemental Watson!).

Pero si hay algo que nos ha enseñado Miley Cyrus es que no puedes decuidarte de todo cuando decides salir de tu casa sin un sostén.

Por suerte para ella, el vestido no cedió completamente y su parche logró apaliar los posibles efectos de su decisión de vestuario.

¡Más cuidado la próxima, Emma!

  • Share
  • Tweet
  • Share

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.