Denle un Oscar… El ex One Direction no solo canta, ¡también tiene amplios talentos histriónicos!

Durante su reciente aparición en The Ellen DeGeneres Show, Harry Styles participó en una de las bromas clásicas de cámara oculta de Ellen DeGeneres. La víctima de esta ronda fue un repartidor de pizza.

Las primeras instrucciones de la presentadora para el cantante de Lights Up fueron, "Abre la puerta cuando él esté allí y di, '¡¿Qué pasa ?! Entra, hermano'". Luego tuvo que hacer todo tipo de gestos y lanzar una excesiva cantidad de "hermanos", y después se sentaron con las pizzas.

Repitiendo lo que la anfitriona le solicitó, Styles le pidió al chico que se quedara un rato con él. "Esta es la cosa, hermano", dijo. "Mi séquito está atrapado en el tráfico. No estoy acostumbrado a estar solo. ¿Te importaría, esto es vergonzoso, solo, un poco, quedarte conmigo?" Siendo la persona más amable del mundo, el repartidor aceptó quedarse y abrieron las cajas de pizza.

Después DeGeneres lo hizo jugar un poco con la comida. Como ella dijo, "Ruédala. Ruédala hacia el centro. Ruédala desde afuera hacia adentro". Styles interpretó que eso significaba que debía hacer que las rebanadas de pizza hicieran saltos mortales, lo que igualmente confundía y entretenía a la comediante (y sin duda, al repartidor también).

Luego, Ellen hizo que apilaran las rebanadas una encima de la otra, y el invitado siguió jugando como si fuera completamente normal.

Realmente probando los límites del cantante de Adore You, DeGeneres hizo que la estrella de 25 años se metiera un pedazo completo de pizza en su boca y lo mantuviera ahí por 30 segundos. Ella le dijo que lo masticara, pero era demasiado para intentarlo, así que tuvo que escupirlo. Luego lo bañó todo con unos "sorbos diminutos, diminutos, diminutos, diminutos" de agua.

Sin embargo, la mejor parte de toda la broma se produjo cuando DeGeneres le dijo a Styles que dijera, "Tengo que ser honesto contigo". Y luego, ella no dijo nada, dejando que el cantante recurriera a sus habilidades de actuación.

Él comenzó a verse confundido, desgarrado y con los ojos llorosos antes de que DeGeneres finalmente le ordenara que dijera, "Me encanta la pizza, hermano", y luego agregó, "Me encanta el queso".

"Oh, escucha esto, hermano", continuó. "El otro día, escuché el dato más interesante sobre el queso".

Y luego, más silencio. En lugar de decirle un dato real sobre el queso, la host le hizo decir que simplemente lo olvidó.

Pero ahora mira a Harry en acción y quítate el sombrero ante su buena interpretación.

Para saber más sobre Harry Styles, haz clic aquí.

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.