David Bisbal ha dejado patente en numerosas ocasiones que no está dispuesto a permitir que, con solo nueve años y sin consentimiento alguno de por medio, su hija Ella se convierta en una especie de personaje público en torno al cual giren toda clase de rumores y habladurías ligados a la tensa relación que mantiene con su ex Elena Tablada.

Eso explica que, a diferencia de la actitud que al respecto mantiene la diseñadora, el astro de la música solo haga referencia a las disputas que ha venido manteniendo la expareja a cuenta del trato que ha de recibir su pequeña para desmentir, o en su defecto aclarar, algunas de las informaciones que circulan sobre el asunto y, sobre todo, para poner de manifiesto que no tolerará que nadie juegue con el derecho a la intimidad de la menor: ya sean los medios de comunicación o la propia madre de Ella.

  • Share
  • Tweet

We and our partners use cookies on this site to improve our service, perform analytics, personalize advertising, measure advertising performance, and remember website preferences. By using the site, you consent to these cookies. For more information on cookies including how to manage your consent visit our Cookie Policy.